Se encuentra usted aquí

Ayudar a los animales será más caro a partir de septiembre

España
Los servicios veterinarios pasarán del 8% al 21% de IVA. Parecen obviar desde el ministerio de Economía y Hacienda que la ayuda médica prestada a animales de otras especies no es un servicio “de lujo”, ni un “capricho”, sino una necesidad básica que no debería verse afectada por ajustes económicos y que, incluso, debería implantarse como un servicio público.

La subida del IVA (Impuesto sobre el Valor Añadido) anunciada por el Gobierno para el 1 de septiembre afectará muy especialmente al cuidado de los animales de otras especies. Los servicios veterinarios, considerados hasta la fecha como servicios básicos sujetos al tipo reducido de IVA (8%), pasarán a tributar como cualquier servicio de carácter general (21%), lo que significa que quienes llevemos a un animal a un centro veterinario para su revisión, tratamiento, intervención quirúgica o vacunación veremos incrementada la factura en un 13% después del 31 de agosto.

Se establece además, a partir de esta fecha, un “doble rasero” para la aplicación de los impuestos correspondientes a estos servicios, ya que toda intervención veterinaria realizada en favor de titulares de explotaciones agrícolas, forestales o ganaderas sólo se verá incrementado en un 2%, pasando del 8% al 10%. Explotar a otros individuos resultará, por tanto, más barato que solidarizarse con ellos y prestarles ayuda.

Es de esperar que este incremento repercuta muy negativamente sobre los santuarios de animales y asociaciones protectoras, organizaciones cuyas facturas veterinarias suponen un elevado porcentaje de sus gastos y que no cuentan con más ayuda económica que las aportaciones de socios y donativos puntuales.